La mejor forma de cuidar la salud y mejorar el pronóstico de las enfermedades es la prevención y el diagnóstico precoz. La realización de chequeos médicos completos permite detectar las enfermedades a tiempo, antes de que presenten síntomas o de que lleguen a fases muy avanzadas.